Manual Anti-Acoso: una herramienta que suma valor en el ámbito laboral

Tener este tipo de normas de manera clara, escritas y consensuadas en equipo, permite brindar un clima ameno de trabajo con vínculos saludables. Cómo se realiza y cómo influye en la compañía. El caso de Royal Class.

Manual Anti-Acoso: una herramienta que suma valor en el ámbito laboral

Por Miguel Livi *

Las empresas, y los empresarios como conductores de las mismas, no pueden mantenerse ajenos a los nuevos paradigmas sociales que van surgiendo. Realizando un análisis de la realidad, podemos rápidamente observar que estos cambios atraviesan el mundo corporativo. Pues ese crecimiento o mutación que vamos teniendo, se da no sólo en la cantidad de empleados sino también, y de forma especial, en la diversidad.

Más allá del tamaño del grupo humano que conforma el equipo de colaboradores de nuestra empresa, es extraño que nos encontremos con un conjunto homogéneo. En general, estaremos frente a una pluralidad que debe ser celebrada pero que también implica y representa grandes desafíos en relación a generar un clima óptimo de trabajo desde el punto de vista productivo, motivacional, comunicacional y su convivencia.

Frente a tantos cambios, se hace necesario crear un marco formal que pueda dar respuesta al mix de perfiles con los que las empresas, especialmente las que están en etapa de crecimiento, se van encontrando.

Para que cada uno pueda potenciar sus posibilidades, en pos de un crecimiento no solo de la empresa, sino también personal y profesional, el entorno debe ser óptimo, el clima laboral propicio, de respeto y valoración, con pautas y normas de procedimiento claras.

Por otra parte, pero en este mismo sentido; estar un paso adelante en materia de inclusión, cuestiones inherentes al género, edad, etc. nos hace competitivos, amigables y atractivos como lugar de trabajo.

Un manual diferente

Con relación a esto, existe una herramienta fundamental, que le permite a las compañías valerse de un documento escrito, en el cual se encuentren plasmadas las políticas que se adoptan para la convivencia del equipo. El renombrado “Manual Anti-Acoso”, que vuelve a tomar relevancia y se convierte en un documento de gran preponderancia, por estos días.

Las formas de proceder, lo que no se tolera por ser considerado alguna forma de abuso, acoso, maltrato, todo está allí asentado, del mismo modo que las sanciones que eventualmente, tras probarse la situación, serán aplicadas.

Por acoso, se puede entender cualquier conducta inapropiada que tiene el propósito o efecto de:  Crear un ambiente de trabajo intimidatorio, hostil u ofensivo. Interferir sin ninguna razón con el desempeño de un individuo. Afectar las oportunidades de empleo de una persona. Las formas de acoso incluyen, pero no se limitan a, propuestas verbales o físicas inapropiadas, manifestaciones u observaciones sexuales, raciales o de otras formas despreciativas o discriminatorias.

Ahora bien, ¿todos entendemos lo mismo por acoso? Hay situaciones que claramente lo son – como las mencionadas anteriormente-, pero otras no. En este sentido, adelantarnos a esas “zonas grises” con pautas claras y concisas, previamente consensuadas, generarán un entorno con relaciones amenas y saludables.

En un ámbito laboral, así como en todos los de la vida, es crítico que entre todos reine la dignidad y el respeto. Que se valore el amplio rango de perspectivas y que permita el crecimiento individual y el logro de las metas. En un clima de trabajo adecuado todo objetivo es alcanzable. De lo contrario será imposible.

¿Y cómo llevarlo a la acción en Pymes? El caso de Royal Class

Estamos transitando en nuestro país, momentos de cambios sociales intensos.  En las empresas, como en toda sociedad, también eso se ve reflejado. Se van produciendo cambios y dentro de esos cambios, aparece la diversidad del capital humano, como un factor fundamental a contemplar.

Entendimos que, frente a este nuevo escenario de continua evolución y movimiento, necesitábamos crear un marco que pudiera dar respuesta al mix de perfiles con los que nuestra empresa, al igual que muchas otras, en pleno crecimiento, se estaba encontrando. Para que cada uno pueda potenciar sus posibilidades dentro de un clima laboral propicio, de respeto y valoración, con pautas y normas de procedimiento claras.

En este sentido, el Manual Anti Acoso se convirtió en una herramienta muy valiosa para materializar la idea. Abordando cuestiones que hacen a una convivencia laboral sana, brindando información para determinar cuestiones como; Qué se considera acoso –tipos-Situaciones que ejemplifican cuáles son acoso y cuáles no. Pautas para prevenirlo y cómo resolverlo. Y qué tipo de relaciones interpersonales se permiten, entre otros puntos.

Para su desarrollo, el asesoramiento de un equipo interdisciplinario fue fundamental. Participaron desde abogados y colaboradores de la compañía (de diferentes sectores y distintos niveles de responsabilidades) hasta el Ministerio de Trabajo, quién una vez lista la versión final nos dio una evaluación muy positiva del trabajo realizado.

Para que la implementación sea exitosa, consideramos que la forma en la que se presentó y difundió con el equipo, fue clave.  Como presidente convoqué a una reunión general de toda la empresa y allí personalmente hice la presentación.

Si bien ya se conocía que estábamos trabajando en esto, debido a los colaboradores que participaron en la elaboración, en el encuentro hicimos extensiva y formal la comunicación sobre la incorporación del manual.

Se explicó el por qué de su confección e implementación, sobre todo en una empresa en crecimiento donde cada vez nos encontraremos con más diversidad. Se recorrió punto por punto el manual, dando lugar a que todos pudieran expresarse haciendo consultas o comentarios. El intercambio fue muy enriquecedor.

Durante el encuentro, se entregó a cada uno una copia del manual, que también fue enviado de forma digital por correo electrónico. Finalmente, cada colaborador firmó su consentimiento de haber leído y estar de acuerdo con su contenido. Dejando de algún modo, sellado un pacto de que estamos todos de acuerdo y en sintonía.

* Presidente Royal Class.

Solicitá más información comunicándote al
0810-444-9002 o completando el siguiente formulario

  • LA INFORMACIÓN BRINDADA POR USTED PODRÁ SER USADA PARA OFRECERLE NUESTROS PRODUCTOS Y SERVICIOS O LOS PRODUCTOS Y SERVICIOS DE OTRAS EMPRESAS. AL COMPLETAR EL PRESENTE FORMULARIO, USTED PRESTA EL CONSENTIMIENTO REQUERIDO A TAL EFECTO CONFORME LOS ARTÍCULOS 5 Y 11 DE LA LEY 25.326. LOS DATOS SON ALMACENADOS EN ARENALES 707, ENTREPISO, C.A.B.A. A LOS EFECTOS DE PROCESAR SUS DATOS PERSONALES, LOS MISMOS PODRÁN SER ENVIADOS A NUESTRAS AFILIADAS EN EL EXTERIOR, TODO ELLO SUJETO A NUESTRAS PRÁCTICAS NORMALES DE PROTECCIÓN DE LA INFORMACIÓN. USTED TIENE LA FACULTAD DE EJERCER EL DERECHO DE ACCESO A SUS DATOS PERSONALES EN FORMA GRATUITA CADA SEIS MESES, SALVO QUE SE ACREDITE UN INTERÉS LEGÍTIMO AL EFECTO CONFORME LO ESTABLECIDO EN EL ARTÍCULO 14, INCISO 3 DE LA LEY Nº 25.326. ADEMÁS, USTED PODRÁ EN CUALQUIER MOMENTO SOLICITAR EL RETIRO O BLOQUEO DE SU NOMBRE, TOTAL O PARCIAL, DE NUESTRA BASE DE DATOS CONFORME LO DISPUESTO POR LA LEY 25.326; Y PODRÁ SOLICITAR INFORMACIÓN ACERCA DEL NOMBRE DEL RESPONSABLE O USUARIO DE LA BASE DE DATOS QUE PROVEYÓ SU INFORMACIÓN (LEY 25.326 ART. 27 INC 3, Y DECRETO 1558/01 ANEXO I ART 27, PÁRR. 3º). LA DIRECCIÓN NACIONAL DE PROTECCIÓN DE DATOS PERSONALES, QUE ES EL ÓRGANO DE CONTROL DE LA LEY Nº 25.326, TIENE LA ATRIBUCIÓN DE ATENDER LAS DENUNCIAS Y RECLAMOS QUE SE INTERPONGAN CON RELACIÓN AL INCUMPLIMIENTO DE LAS NORMAS SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS PERSONALES.

    DECLARACIÓN SOBRE PRIVACIDAD: PARA SABER CÓMO OBTENEMOS, ASEGURAMOS Y UTILIZAMOS SU INFORMACIÓN PERSONAL CUMPLIENDO CON LA LEY 25.326, VISITE LA DECLARACIÓN SOBRE PRIVACIDAD DE AMERICAN EXPRESS INGRESANDO EN: www.americanexpress.com.ar/privacidad

No hagas negocios sin ella