Seguros de Vida: cómo asesorar la vida de tu socio

Salvaguardar el futuro de tu familia y de tu Pyme es posible. Qué se pierde el empresario por desconocer la oferta de un producto en crecimiento.

Seguros de Vida: cómo asesorar la vida de tu socio

En Estados Unidos, la “consciencia aseguradora” es diametralmente opuesta a lo que se observa en Argentina. Claro está que se ponen sobre el tablero dos sociedades muy distintas, con contextos diferentes y urgencias dispares. Estos factores explican –en buena parte- el hecho de que el 81% de los estadounidenses considere importante contar con un seguro, señalaron desde la encuestadora bestliferates.org.

Por otro lado, la misma encuesta arrojó que cerca de la mitad de la sociedad norteamericana –un 41%- tiene un seguro de vida o retiro. En Argentina, si bien el mercado de los seguros de vida experimentó un crecimiento durante el 2017 y 2018 –un 20% y un 5% respectivamente-, los números indican que localmente se está lejos de las cifras que maneja el país norteamericano.

En nuestro país la penetración de los seguros de vida es aún muy baja, según los últimos números oficiales. Se calcula que los seguros de personas representan el 0,7 por ciento del PIB, un número que se encuentra muy lejos de lo que sucede en otras partes del mundo. Sin embargo, más allá de los beneficios que pueden traer esta clase de seguros a nivel individual, la realidad marca que son una gran alternativa para las Pymes.

Una protección para la Pyme y tu familia

Santiago Cava explica con detalle cómo, tener un seguro de vida, puede serle útil al dueño –o socios- de una empresa. En este sentido, explica que el área de seguros de vida corporativa tiene tres niveles. En primer lugar –aclara-, está lo que él denomina como “seguro de continuidad de negocio”.

A la hora de ponerlo en palabras, el especialista da un ejemplo fácil y gráfico para entender las bondades del seguro: “Suponé que somos socios. Si yo me muero, en mi silla se va a sentar mi mujer que, si bien es la heredera de mis acciones, no tiene conocimientos sobre mi trabajo y cómo funciona la empresa”, comienza explicando.

Para continuar con el ejemplo, agrega: “La empresa vale 3 USD y hay tres socios. Cada socio tiene un seguro de continuidad de negocio por USD 1 millón. Si uno muere, la empresa cobra el millón y puede comprarle la empresa quien/es la heredan. Lo que nosotros hacemos es darle liquidez a esa situación. Las Pymes, por lo general, tienen problemas de liquidez. Entonces, nosotros lo que hacemos es financiar esa operación”.

Cava explica que, en el caso de que uno de los socios o dueños de la empresa fallezca, los socios tienen la prioridad de compra de las acciones – de la persona difunta- por sobre la/las personas herederas. “Para eso, tienen que tener plata. Por eso, lo que se hace a través de esta clase de seguro es eso: otorgar liquidez a la empresa en esa situación”, profundiza el especialista.

Beneficios impositivos y posibilidad de ahorro

Gabriela Marchisio, Gerente de Seguros de Personas de Sancor Seguros, también ahondó en el tema y afirmó que, en el caso puntual de seguros de vida para los dueños de empresas, “por tratarse de un público que suele estar bien asesorado, es más frecuente la contratación de coberturas individuales y a medida de sus necesidades”.

Subscribiendo a la explicación que aportaba Santiago Cava, la especialista comprende que el “seguro de negocios” es aplicable para evitar que el fallecimiento de uno de los titulares ponga en riesgo la continuidad del negocio. Sin embargo, Marchisio destacó también las ventajas impositivas que implican contratar este tipo de seguro y que “terminan reduciendo el costo final del seguro”.

“Cabe mencionar que también pueden optar por seguros mixtos, es decir, aquellos que tienen el componente de ahorro. Así, resuelven en un mismo producto el tema de la protección -seguro de Vida, propiamente dicho- y de la capitalización para realizar un proyecto en vida, permitiendo utilizar la inversión generada a mediano y largo plazo para cualquier fin que el asegurado desee”, resalta Marchisio.

Contar con esta clase de seguros permite –por disposición del gobierno- deducir hasta 18 mil pesos anuales del impuesto a las ganancias. En 2021, aumentará a $ 24 mil y, a medida que vayan pasando los años, este número irá creciendo. Todo esto es posible invirtiendo en seguros de Vida, Vida con ahorro y Retiro.

 

Solicitá más información de
las Tarjetas Corporativas llamando al
4310-3851 ó completando el siguiente formulario

No hagas negocios sin ella